La guerra en Ucrania

En este texto, Héctor Cárdenas Rodríguez, miembro del grupo México en el mundo, explica la situación actual en torno a la guerra en Ucrania, a siete meses de su inicio.

Texto de 26/09/22

En este texto, Héctor Cárdenas Rodríguez, miembro del grupo México en el mundo, explica la situación actual en torno a la guerra en Ucrania, a siete meses de su inicio.

A siete meses de la invasión rusa a Ucrania en una “operación militar especial para liberar al país de un gobierno nazi”, en realidad una guerra no declarada, las ambiciones imperiales de Rusia se han visto frustradas ante la ofensiva ucrania para recuperar los territorios ocupados, en el oeste de la región del Donbas y el incremento del suministro de armamento por parte de los países miembros de la OTAN. A pesar de que el Kremlin ha tratado de minimizar la importancia de la respuesta ucrania recurriendo a la desinformación y en los últimos días a la celebración de un referéndum para la anexión a Rusia de las “repúblicas independientes de Lugansk y Donekest”, lo cierto es que se advierte el fracaso de los planes de Putin en distintos escenarios. 

La operación que según Putin sería cuestión de semanas se ha prolongado en detrimento, no sólo de la nación invadida, sino del invasor. El dirigente ruso no ha logrado evitar lo que tanto temía, el encapsulamiento del país al verse rodeado por países miembros de la OTAN. Su agresión a un país europeo y soberano no sólo logró robustecer la alianza militar, sino la incorporación de dos países vecinos, Suecia y Finlandia que se habían ostentado como potencias neutrales. Por otra parte, el aislamiento internacional de Rusia parece fortalecerse ante el cambio en la postura de China que ha puesto en duda su tácito apoyo a Rusia respecto a la invasión de Ucrania. 

“El dirigente ruso no ha logrado evitar lo que tanto temía, el encapsulamiento del país al verse rodeado por países miembros de la OTAN”. 

Seguramente, la posición china contará con el apoyo de los países que forman parte del organismo de cooperación de Shanghái del que forman parte Rusia, China, India y los países del Asia Central, otrora miembros de la URSS, que en un momento dado podrían ser objeto de la política expansionista del Kremlin. Un factor que pudo haber determinado las dudas expresadas por China podría atribuirse a que su principal socio comercial en Europa son los países de Unión Europea, mientras que Rusia es principalmente un proveedor de energéticos a precios por debajo del mercado internacional. La India, un actor de gran envergadura en la región y tradicional aliado de Rusia, no soslaya el interés que representan para su influencia regional sus vecinos del Asia Central, por lo que ha revertido su posición de neutralidad respecto al conflicto siguiendo las declaraciones crípticas de China.

En el plano interno, Putin no ha logrado silenciar del todo a aquellos sectores que se oponen a su intervención en Ucrania, tales como el militar y un número creciente de ayuntamientos que piden su desafuero. Cabe destacar que la oposición a Putin proviene de la derecha, de militares y nacionalistas decepcionados por el mal desempeño de las fuerzas armadas.

“… la oposición a Putin proviene de la derecha, de militares y nacionalistas decepcionados por el mal desempeño de las fuerzas armadas”.

Esta situación inédita y sorpresiva ha tenido un gran apoyo de la población que ha sufrido la pérdida de miles de vidas en el conflicto, aproximadamente 50 mil soldados hasta ahora, lo que significa más de lo que Estados Unidos perdió en Vietnam. Cabe destacar que las fuerzas armadas se han visto obligadas a reclutar tropas para reforzar las existentes, lo que evidencia los problemas que enfrentan los militares ante el número de bajas sufridas en el campo de batalla y la deserción. 

Algunos miembros del círculo cercano del presidente Putin, en su mayoría oligarcas con intereses en occidente, han reaccionado en contra de la invasión a Ucrania al verse afectados directamente por las sanciones aplicadas contra Rusia por los Estados Unidos y sus aliados. 
Putin se ha dirigido a la nación por segunda vez desde el 24 de febrero para declarar que ha movilizado a 300 mil reservistas, con experiencia militar, con el fin de hacer frente a la contraofensiva ucraniana que ha puesto en entredicho la capacidad del ejército ruso para ganar la guerra. Esta medida es impopular entre la ciudadanía rusa y lo más ominoso de la reacción desesperada del mandatario para la comunidad internacional, es la declaración de que recurriría al uso de las armas nucleares si occidente atenta contra la integridad y soberanía de Rusia. EP

Este País se fundó en 1991 con el propósito de analizar la realidad política, económica, social y cultural de México, desde un punto de vista plural e independiente. Entonces el país se abría a la democracia y a la libertad en los medios.

Con el inicio de la pandemia, Este País se volvió un medio 100% digital: todos nuestros contenidos se volvieron libres y abiertos.

Actualmente, México enfrenta retos urgentes que necesitan abordarse en un marco de libertades y respeto. Por ello, te pedimos apoyar nuestro trabajo para seguir abriendo espacios que fomenten el análisis y la crítica. Tu aportación nos permitirá seguir compartiendo contenido independiente y de calidad.

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER


DOPSA, S.A. DE C.V