Blog de la casa: Argumentos del furioso

Durante varios años, “Poliedro” fue la sección principal de las centrales de la revista Este País. Con el propósito de honrar a esa tradición impresa y renacer como EP en línea, hemos nombrado “Poliedro Digital” al blog semanal de la Redacción que, al tener diversos colaboradores, es como ese cuerpo geométrico de “muchas caras”.

Texto de 26/07/19

Durante varios años, “Poliedro” fue la sección principal de las centrales de la revista Este País. Con el propósito de honrar a esa tradición impresa y renacer como EP en línea, hemos nombrado “Poliedro Digital” al blog semanal de la Redacción que, al tener diversos colaboradores, es como ese cuerpo geométrico de “muchas caras”.

“La sangre llueve siempre boca arriba, hacia el cielo.”

Miguel Hernández

Oiga curioso interlocutor, extraño amigo,

hoy no hay lugar para memorias personales

ni canciones exaltadas, no insista.

Es cierto que allá afuera, por momentos,

las nubes dibujan catedrales en la atmósfera,

que todo lo vivo vibra con las jacarandas

pero eso no basta ya para un solo verso.

¿Qué podemos cantar si la masacre es diaria,

si suena su alarma atroz en cada calle

y en cada casa, si suman multitudes los perdidos?

¿Cómo explicar que vivimos sobre una enorme fosa

repleta de cuerpos desmembrados, solos,

y una locura criminal festeja su poder 

todos los días? Por favor intente comprender.

Le digo que ya no me sirve la música, que hoy

ni la geometría me salva, no cuento más las sílabas.

Mire aquella morgue anónima y mal refrigerada

deambular entre los pueblos a escondidas,

mire a las madres buscando a sus hijos, rascan

los cerros con las manos y revisan prendas infantiles.

¿Puede imaginarlo? ¿Quiere hacerlo?

Olvide las disertaciones, con las citas académicas

puede hacer lo que le plazca, no sé qué hacer.

La belleza y el horror bailan con soltura, mientras

los asesinos trabajan bajo la radiante mañana.

Allá arriba, un rey sordo reparte armas y uniformes,

escribe un romance atroz, sin final a la vista.

Olvide también los corridos y los boleros

y dígame de una vez qué hacer con tanta furia. EP

DOPSA, S.A. DE C.V
T.  56 58 23 26 / 55 54 66 08 /
56 59 83 60

Dulce Olivia 71,
Villa Coyoacán,
Coyoacán,
04000,
Ciudad de México