Thursday, 18 December 2014
Artículos relacionados
Elba
Blog | Norteando | Patrick Corcoran | 05.03.2013 | 0 Comentarios

PatrickCorcoran

Para los que pensaron que el gobierno de Enrique Peña Nieto sería un fiel protector de los intereses fácticos en México, la detención de Elba Esther Gordillo envió una clara señal de que no lo será.
Sin duda, es una buena noticia y, para muchos, una sorpresa también. Pero antes de calificar el logro como algo verdaderamente histórico, antes de colocar a Peña Nieto entre los grandes de la historia mexicana, hay que esperar unos acontecimientos más.

Primero, no sabemos qué va a pasar con el proceso legal. La reputación de la maestra es notoria y las sospechas sobre sus actividades existen desde hace años, pero reputación y sospechas populares no son suficientes para imponer un castigo criminal. Todo lo de arriba también se podría decir de Jorge Hank Rhon pero en su caso, una detención novedosa no resultó en una condena, sino en una vergüenza para el gobierno. Y si Elba sale libre, lo que pudiera ser un golpe histórico se convertiría en una farsa ridícula. Al mismo tiempo, el flamante presidente con aspiraciones de grandeza volvería al hazmerreír nacional.

Por el momento, tal resultado no es muy probable sin embargo es demasiado pronto para medir el impacto de la detención de la maestra, ya que aún no se sabe quién se va a quedar en su lugar. Cabe recordar que la misma Elba llegó a su puesto gracias a una maniobra política armada por el gobierno de Carlos Salinas contra su antecesor, Carlos Jonguitud Barrios. En su momento, Jonguitud llegó a controlar el SNTE gracias a una operativa contra su antecesor, Manuel Sánchez. Si quitaron a Elba para poner a otro más o menos igual, si los jugadores cambian pero el deporte es el mismo, el gobierno de Peña Nieto no está atacando a los poderes fácticos sino escogiendo a los ganadores y perdedores del juego. De ser así, no representaría un avance.

De la misma forma, el SNTE es apenas uno de varios obstáculos para un México más equitativo y próspero. Falta ver si esto es parte de una estrategia más amplia y ambiciosa, o si es nada más un golpe para darle a Peña Nieto, un plus al principio de su gobierno, tal como hizo (según los cínicos, por lo menos) Salinas con su quinazo y Zedillo con la detención de Raul Salinas. Si el gobierno no sigue la detención de Elba con actuaciones similares contra otros sindicatos, si no se lanza contra los monopolios que dominan varios sectores, entonces la desaparición de una sola villana no importa tanto.

Finalmente, tenemos que recordar que Elba era un síntoma de los males del sistema educativo más que la causa de estos. Por lo tanto, las razones del pobre desempeño de México en los exámenes internacionales no se arreglan con su salida, por más vulgar y hasta criminal que sea. Muchos de los problemas de fondo con el sistema educativo –la falta de capacitación a los profesores, la insuficiente disponibilidad de herramientas tecnológicas, dinámicas dentro del aula poco propicias para el aprendizaje, el desinterés de los elites que educan a sus hijos en escuelas privadas– han existido por generaciones y van mucho más allá de una sola mujer. Los rezagos de este sistema representan una barrera importantísima para el desarrollo del país, y aunque cualquier acción para removerla se deben festejar, no desaparecen los retos mencionados ahora que no está Elba.

Ahora bien, puede que un SNTE despojado no tenga la misma capacidad de frenar la reforma educativa propuesta por Peña Nieto, por lo mismo, puede que la reforma logre más y que lo haga más rápidamente. Si es así, sería una excelente noticia pero, igual que con todo lo demás, falta verlo.

Dejar un comentario



Reforma migratoria de Barack Obama
La reforma migratoria que anunció Barack Obama hace dos semanas fue una decisión fácil, una verdadera no-brainer, como dicen en Washington. Según anunció en su discurso del 20 de noviembre, el gobierno de Obama ya no deportará a los padres de ciudadanos o residentes legales, siempre y cuando tengan al menos cinco años viviendo en […]
Los nuevos hacendados de México
Resulta que el mejor papel de villana que le ha tocado a la Gaviota es, nada menos, que el de Angélica Rivera, la primera dama. Sobran razones para estar indignados y enfadados con su explicación de su casita en Las Lomas. La más importante es que no dijo nada para esclarecer el conflicto básico en […]
El resultado de las elecciones en Estados Unidos
Las últimas elecciones de la época obamista ya se llevaron a cabo, no le fueron favorables al presidente. El entorno político se ha complicado mucho para los demócratas, ya que cedieron control del Senado a sus adversarios republicanos. Desde 2010 no tienen una mayoría en la Cámara Baja, así que la totalidad del Congreso está […]
No basta con capturar a los capos
México está pasando por un periodo interesante, y contradictorio, en la seguridad pública. En las últimas semanas, las fuerzas federales han capturado a dos de las mayores referencias del narco mexicano: Héctor Beltrán Leyva y Vicente Carrillo Fuentes. Dichas detenciones efectivamente acaban con dos de las familias criminales de más resonancia de los últimos 25 […]
¿Las remesas ayudan a reducir el crimen?
En pos de una respuesta a esta pregunta, un reporte publicado por el Banco Internacional de Desarrollo el pasado mayo analiza a México durante el periodo de 2002 a 2010. México es un país ejemplar para considerar los efectos, ya que las remesas son una gran parte de la economía; según los autores, las remesas […]
Más leídos
Más comentados
Los grandes problemas actuales de México (42.672)
...

La distribución del ingreso en México (15.412)
...

Jóvenes que no estudian ni trabajan: ¿Cuántos son?, ¿quiénes son?, ¿qué hacer?1 (13.923)
...

¿Por qué es un problema la lectura? (8.983)
Desarrollar el gusto por la lectura no es cuestión meramente de voluntad individual. El interés por los libros aparece sólo en ciertas circunstancias.

Planes a futuro. (Cuento radiofónico) (5.384)
...

Presunto culpable: ¿Por qué nuestro sistema de justicia condena inocentes de forma rutinaria?
Bas­tan­te han es­cri­to y di­cho ter­ce­ros so­bre Pre­sun­to cul­pa­ble....

Los grandes problemas actuales de México
Se dice que el país está sobrediagnosticado, pero en plenas campañas y ante...

I7P5N: la fórmula
Homenaje al ipn con motivo de su 75 aniversario, este ensayo es también una...

China – EUA. ¿Nuevo escenario bipolar?
No hace mucho que regresé de viaje del continente asiático, con el propósito...

La sofocracia y la política científica
Con el cambio de Gobierno, se han escuchado voces que proponen la creación...

1
Foro de Indicadores
Adjudicación directa: ¿excepción que se vuelve norma?
Eduardo Bohórquez y Rafael García Aceves

Debates que concluyen antes de iniciarse
El proceso legislativo reciente y sus números

Eduardo Bohórquez y Javier Berain

Factofilia: Programas sociales y pobreza, ¿existe relación?
Eduardo Bohórquez y Paola Palacios

Migración de México a Estados Unidos, ¿un éxodo en reversa?
Eduardo Bohórquez y Roberto Castellanos

Donar no es deducir, donar es invertir. Las donaciones en el marco de la reforma fiscal
Eduardo Bohórquez y Roberto Castellanos

Impuestos, gasto público y confianza, ¿una relación improbable?
Eduardo Bohórquez y Roberto Castellanos

Los titanes mundiales del petróleo y el gas
Eduardo Bohórquez y Roberto Castellanos

La pobreza en perspectiva histórica ¿Veinte años no son nada?
Eduardo Bohórquez y Roberto Castellanos

La firme marcha de la desigualdad
Eduardo Bohórquez y Roberto Castellanos

Factofilia. 2015: hacia una nueva agenda global de desarrollo
Roberto Castellanos y Eduardo Bohórquez

¿Qué medimos en la lucha contra el hambre?
Eduardo Bohórquez y Roberto Castellanos

Bicicletas, autos eléctricos y oficinas-hotel. El verdadero umbral del siglo XXI
Eduardo Bohórquez y Roberto Castellanos

Parquímetros y franeleros: de cómo diez pesitos se convierten en tres mil millones de pesos
Eduardo Bohórquez y Roberto Castellanos

Factofilia: Una radiografía de la desigualdad en México
Eduardo Bohórquez y Roberto Castellanos

Factofilia: Más allá de la partícula divina
Eduardo Bohórquez y Roberto Castellanos